Publicado por & archivado en Estilos de decoración.

Hace unas semanas, os enseñábamos en nuestro blog el trabajo de decoración e interiorismo que se llevó a cabo en El Celler de Can Roca, elegido como mejor restaurante del mundo este año. Para no perder la dinámica hostelera que tan en auge se encuentra hoy en día, nos vamos a poner dulces y os hablamos de la decoración de la heladería que abrió hace unos años uno de los hermanos Roca, el pastelero, Jordi Roca. Rocambolesc, hasta ahora tenía local en Girona y en Platja D’Aro (Costa Brava), pero desde hace unas semanas ya podemos disfrutar de ella también en Madrid,  concretamente en el espacio Gourmet de El Corte Ingles de Serrano. Hasta allí nos hemos ido y tenemos que decir que efectivamente, se nota que esos helados los ha creado el mejor del mundo porque son increíbles.

Pero hoy nos centraremos de nuevo en el trabajo que se llevó a cabo en este local, obra de nuevo de la interiorista Sandra Tarruella (interiorista del año por AD), al igual que en El Celler de Can Roca.

decoración pastelera

 

Esta heladería trasporta a sus visitantes a la película Charlie y la Fábrica de Chocolate, gracias a sus espacios que te trasladan a un mundo de fantasía, dulce y divertido, para que te dejes llevar y por una vez no sientas remordimientos por comerte un helado.

rocambolesc

 

Se trata de un espacio con paredes claras, forrado de espejos prácticamente en su totalidad. Con un suelo muy sencillo de madera que junto con las paredes nos dan un lienzo perfecto para empezar a dibujar. Son los detalles los que confieren el carácter maximalista, la locura y el color. Tanto los cristales de fuera como los espejos interiores están pintados con dibujos de aire infantil y colores pastel, tipografías escritas a mano donde nos cuentan sus ingredientes.

diseño de interiores online

El mostrador es como un carrito de helados del que salen tuberías pintadas a rayas rojas y blancas, igual que los caramelos clásicos. En contraste con estos colores, se alza la pared del fondo en color celeste que consagra la combinación de colores predominantes en el local, rojo blanco y azul.

diseño de interiores detalles

Esa pared se ha decorado con ruedas y relojes, creando la sensación de ser el engranaje de una máquina que fabrica helados.

 

bolsas decoración heladería rocambolesc

 

En una pared lateral, se encuentran las tarrinas con los sabores que podemos elegir, también las bolsas y los topings. De esta manera, el propio packaging del producto nos está ayudando en la decoración del espacio, aportando color y movimiento.

Como decimos siempre, un buen proyecto es el que cuida todos los detalles.
Fotos de la web de Sandra Talluera

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *